jueves, 24 de junio de 2010

La FIA publica las normas de 2011

El Consejo Mundial de Automovilismo acaba de hacer públicas algunas de las normas que piensa introducir en 2011 para aumentar los adelantamientos en Fórmula 1. Los alerones móviles traseros, sustituyendo a los actuales delanteros y a conducto de aire o conducto F (prohibido para el año que viene) son la principal novedad.
La FIA tambien ha zanjado el asunto del F-DUCT.Se acabó tapar agujeros en el habitáculo para permitir el paso del viento al alerón trasero. La FIA prohibirá estos sistemas y cualquier otro similar el año que viene: “En 2011 se prohíbe cualquier sistema, dispositivo o procedimiento que implique un movimiento del piloto para alterar las características aerodinámicas de un coche.”
La anterior norma no afecta a la regulación del alerón trasero, que sí podrá regularse desde el habitáculo, aunque con unas restricciones muy concretas: “Se podrá ajustar antes de la salida, y en carrera después de completarse dos vueltas sólo para facilitar adelantamientos. El piloto sólo lo podrá activar en carrera cuando se le notifique que está habilitado. Sólo se activará si el piloto está a menos de un segundo detrás de otro piloto en cualquier posición. El sistema se desactivará” automáticamente “la primera vez que el piloto frene.” El segundo de referencia del que habla la FIA será consultado con los equipos para debatir si aumentarlo o reducirlo y mejorar la norma.
La FIA confirma que está prohibido adelantar bajo régimen de coche de seguridad, aunque entre en boxes en la última vuelta de una carrera, tras el polémico e ilegal adelantamiento de Michael Schumacher a Fernando Alonso en el Gran Premio de Mónaco de la presente temporada.
Además, cualquier coche que ruede con graves problemas, de forma lenta o peligrosa, quedará en manos de los comisarios, esté donde esté: pista, entrada o salida de los boxes, o los propios boxes.
El bloqueo a propósito o involuntario de un piloto a otro quedará prohibido durante las sesiones cronometradas, gracias a un tiempo máximo de permanencia en pista, medido entre la línea después de la salida de los garajes y la de entrada. Este tiempo se determinará en cada carrera por el director de la misma, y se dará a conocer antes de los primeros entrenamientos libres, aunque podrá sufrir cambios durante el gran premio si fuera necesario.
El peso mínimo de un coche de Fórmula 1 durante todo un gran premio, en todo momento, siempre deberá ser mayor de 640 kilogramos. Además, en el tanque del bólido deberá haber la cantidad suficiente de gasolina para llegar a los garajes por sus propios medios y entregar una muestra de gasolina, si la FIA la solicita.
Pero una de las normas mas importantes es el retorno de la normativa del 107%.
Esta norma impide tomar la salida a todo coche que no sea capaz de alcanzar ese porcentaje con respecto al mejor tiempo logrado por el autor de la “pole position” en la tercera tanda de entrenamientos oficiales. Los comisarios podrán ser, sin embargo, benevolentes y permitir participar a un piloto que, aun sin lograr el 107% en los entrenamientos cronometrados del sábado, haya marcado un buen tiempo en los entrenamientos libres. Si hubiera más de un piloto en esa situación, los comisarios determinarán su orden en la parrilla de salida.
En su día, esta normativa desapareció con la entrada de los sistemas de clasificación “tipo superpole” en la Fórmula 1. Ahora, con el sistema de tres partes, se ha considerado adecuado traer de nuevo la regla del 107%, sobretodo con los nuevos equipos y la polémica sobre su velocidad. A partir del año que viene, por lo tanto, deberá haber menos polémica al respecto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario